Coronavirus: recomendaciones en nuestras tiendas

Coronavirus: recomendaciones en nuestras tiendas

El miércoles por la tarde saltaba la noticia: El Ministerio de Trabajo publica una guía de actuación para empresas y empleados sobre el coronavirus. Antes de acceder a esta guía, desde Experiencia Bebé estábamos preparando un protocolo interno de actuación en términos de higiene y desinfección, por respeto hacia nuestros clientes y para aportar, ante todo, tranquilidad.

Hemos decidido hacerlo mucho más allá del coronavirus, teniendo en cuenta que en nuestro sector tenemos embarazadas y bebés susceptibles a cualquier tipo de infección, como por ejemplo un resfriado común, una gripe o una gastroenteritis.

Dejaremos toda la información útil y necesaria recopilada en este post.

¿Qué haremos desde Experiencia Bebé?

Teniendo en cuenta que el personal de atención al público se encuentra dentro de los grupos de riesgo tomaremos las siguientes medidas:

  • Organizaremos el trabajo y tomaremos medidas específicas para las personas más sensibles. En nuestro caso, nuestras clientas embarazadas son grupo de riesgo, por lo que mantendremos la distancia recomendada de un metro.
coronavirus embarazo
  • Nuestros baños dispondrán de la información necesaria sobre cómo realizar una correcta higiene de manos; la cual nuestro personal hará de manera recurrente.
HIGIENE MANOS
Información oficial de la Organización Mundial de la Salud
  • Tras el mostrador, nuestros trabajadores dispondrán de gel hidroalcohólico para desinfectarse las manos de manera adicional tras contestar el teléfono, manipular dinero, realizar una prueba o instalación de sillas de coche, etc.
  • Además de la limpieza diaria que se realiza de manera habitual en nuestras tiendas, se empleará un desinfectante adecuado cómo por ejemplo alcohol isopropílico al 70% (una concentración superior no es más efectiva, al contrario) en las zonas de mostrador, teclados, ratones, teléfonos, caja registradora, pomos y manetas de puertas. En resumen, en todas aquellas superficies de contacto. La desinfección se hará de manera habitual tanto en el turno de mañana como en el turno de tarde.

No se sabe con certeza cuánto tiempo sobrevive el virus causante del COVID-19 en una superficie, pero parece comportarse como otros coronavirus. Los estudios realizados (incluida la información preliminar disponible sobre el virus COVID-19) indican que los coronavirus pueden subsistir en una superficie desde unas pocas horas hasta varios días. El tiempo puede variar en función de las condiciones (por ejemplo, el tipo de superficie, la temperatura o la humedad del ambiente).

Organización Mundial de la Salud, OMS
  • El equipo de oficina de Experiencia Bebé podrá recurrir al teletrabajo como medida de carácter temporal y extraordinaria.

Como podéis ver, son unas medidas muy simples que podemos llevar a cabo todos. Ahora mismo estamos pendientes todos del coronavirus, no por su letalidad –que como veréis más abajo, no supera a la de una gripe– sino por su infectividad; y la realidad es que cada año muere muchísima gente de otras patologías que no son el foco de atención.

Embarazo y lactancia materna

Os recomiendo cuentas como las de Lucía Galán Beltrán, pediatra y gran divulgadora. Gracias a ella pudimos conocer la cuenta de Mi enfermera favorita donde descubrimos el número de teléfono que la Consejería de Sanidad ha activado precisamente para atender las solicitudes de información de la ciudadanía sobre medidas de prevención, posibilidades de contagio y falsos conceptos relacionados con el virus: 900 112 061.

Según el CDC (Centers for Disease Control and Prevention):

No tenemos información de informes científicos publicados sobre la susceptibilidad de las mujeres embarazadas a COVID-19. Las embarazadas experimentan cambios inmunológicos y fisiológicos que pueden hacerlas más susceptibles a las infecciones respiratorias virales, incluido el COVID-19. También pueden estar en riesgo de enfermedad grave, morbilidad o mortalidad en comparación con la población general, como se observa en los casos de otras infecciones por coronavirus relacionadas y otras infecciones respiratorias virales, como la gripe, durante el embarazo.

coronavirus lactancia

Os dejamos también el enlace de e-lactancia donde podréis ver que si sois mamás que dais el pecho y estáis infectadas por el COVID-19, no pasa nada; el riesgo es muy bajo para la lactancia y para el lactante. No se ha detectado este coronavirus (ni tampoco se detectó en su día el SARS-CoV) en la leche materna (datos del 19 de febrero de 2020, CDC). Si la mamá está infectada, deberá seguir las recomendaciones del personal sanitario, y en el caso de estar muy enferma como para amamantar, convendría extraer la leche para evitar la congestión mamaria, y ofrecérsela al bebé.

Como recordatorio, aunque estamos saturados de información; os dejamos extractos de fuentes fiables.

Coronavirus ¿qué es?

Los coronavirus son una extensa familia de virus que pueden causar enfermedades tanto en animales como en humanos. En los humanos, se sabe que causan infecciones respiratorias que pueden ir desde el resfriado común hasta enfermedades más graves; como el SARS, Síndrome Respiratorio Agudo Severo, y el MERS, Síndrome Respiratorio de Oriente Medio. En la actualidad, el Coronavirus de Wuhan es el SARS-CoV-2, también llamado COVID-19.

coronavirus

Según los datos registrados hasta el momento, el COVID-19 presenta una tasa de mortalidad de entre el 2% y el 4%, dependiendo del país y de las características de su sistema sanitario.

La tasa de letalidad del virus de la gripe entre 2018 y 2019 fue del 6,1%; superior a la del Coronavirus de Wuhan.

Informe sobre Vigilancia de la gripe en España, Temporada 2018-2019; realizado por el Instituto de Salud Carlos III y la Red Nacional de Vigilancia Epidemiológica

Cuáles son los síntomas y cómo se propaga el coronavirus COVID-19

Citaremos textualmente lo que nos dice la OMS, Organización Mundial de la Salud:

Los síntomas más comunes de la COVID-19 son fiebre, cansancio y tos seca. Algunos pacientes pueden presentar dolores, congestión nasal, rinorrea, dolor de garganta o diarrea. Estos síntomas suelen ser leves y aparecen de forma gradual. Algunas personas se infectan pero no desarrollan ningún síntoma y no se encuentran mal. La mayoría de las personas (alrededor del 80%) se recupera de la enfermedad sin necesidad de realizar ningún tratamiento especial. Alrededor de 1 de cada 6 personas que contraen el COVID-19 desarrolla una enfermedad grave y tiene dificultad para respirar. Las personas mayores y las que padecen afecciones médicas subyacentes, como hipertensión arterial, problemas cardíacos o diabetes, tienen más probabilidades de desarrollar una enfermedad grave. En torno al 2% de las personas que han contraído la enfermedad han muerto. Las personas que tengan fiebre, tos y dificultad para respirar deben buscar atención médica.

Una persona puede contraer el COVID-19 por contacto con otra que esté infectada por el virus. La enfermedad puede propagarse de persona a persona a través de las gotículas procedentes de la nariz o la boca que salen despedidas cuando una persona infectada tose o exhala. Estas gotículas caen sobre los objetos y superficies que rodean a la persona, de modo que otras personas pueden contraer el COVID-19 si tocan estos objetos o superficies y luego se tocan los ojos, la nariz o la boca. También pueden contagiarse si inhalan las gotículas que haya esparcido una persona con COVID-19 al toser o exhalar. Por eso es importante mantenerse a más de 1 metro de distancia de una persona que se encuentre enferma.

El riesgo de contraer el COVID-19 de alguien infectado que aún no presente ningún síntoma es muy bajo. Sin embargo, muchas personas que contraen el COVID-19 solo presentan síntomas leves. Esto es particularmente cierto en las primeras etapas de la enfermedad. Por lo tanto, es posible contagiarse de alguien que, por ejemplo, solamente tenga una tos leve y no se sienta enfermo.

¿Qué podemos hacer para protegernos?

Puesto que la información que tenemos se actualiza por momentos, lo mejor es seguir fuentes fiables como la OMS y las autoridades de salud pertinentes.

Básicamente, lo que debemos hacer de manera particular es:

  • Lavarnos las manos a fondo con agua y jabón. También podemos usar un desinfectante a base de alcohol si en ese momento no disponemos de un lugar donde llevar la tarea a cabo; o como medida adicional tras el lavado y secado de manos.
lavar manos
  • Mantener una distancia mínima de un metro entre nosotros y cualquier persona que estornude o tosa.
  • Evitar tocarnos los ojos, nariz y boca. Tocamos muchas superficies que podrían estar contaminadas, de ahí que debamos mantener una correcta higiene de manos.
  • En caso de estornudar o toser, deberemos cubrirnos la nariz y boca con la parte interna del codo doblado o con un pañuelo que desecharemos de manera inmediata.

Las personas que no manifiestan síntomas respiratorios tales como la tos no necesitan usar mascarilla médica. La OMS recomienda el uso de mascarillas en el caso de las personas que presentan síntomas del COVID-19 y en el de quienes cuidan de personas que tienen síntomas como tos o fiebre. El uso de mascarillas es crucial para los trabajadores de la salud y las personas que cuidan de alguien (sea en casa o en un establecimiento sanitario). La OMS aconseja hacer un uso racional de las mascarillas médicas para evitar el derroche innecesario de recursos valiosos y el uso indebido de las mismas.

Organización Mundial de la Salud, OMS
  • Permanecer en casa si no nos encontramos bien. Si se presenta tos o dificultad para respirar buscaremos atención médica y llamaremos con antelación, siguiendo las órdenes de las autoridades sanitarias locales. Ellos tendrán la información actualizada de nuestra zona, y avisar con antelación antes de ir les permitirá redirigirnos al centro adecuado, protegiéndonos a nosotros y previniendo la propagación.

Se están llevando a cabo medidas de contención (cuarentena, por ejemplo), para erradicar la enfermedad y que no se quede entre nosotros como una enfermedad estacional más (eso que nos ahorramos).

María Esclapez, Psicóloga del centro médico Centro Creciendo

Agradecemos también a ITEL, Instituto Técnico Español de Limpieza, por los protocolos de limpieza y actuación que nos han proporcionado en relación al coronavirus; y a la marca Babygiène que nos suministrará un desinfectante ecológico y efectivo para desinfectar todas las superficies.